El marketing del 2015

El marketing del 2015

marketing digital barcelona

http://initec.cat

Empieza un nuevo año y con ello nuevas expectativas sobre la evolución de todos los elementos que influyen en él. Obviamente, en un mundo en el que, cada vez más, la interacción social mediante la red de redes (Internet), aumenta; el marketing digital, en todas y cada una de sus caras, lleva gravado a fuego vientos de cambio importantes. En un panorama en el que la tecnología evoluciona desenfrenadamente y, a cada hora que pasa, la estrategia establecida pasa de ser la más novedosa, a la más obsoleta; habrá que estar atentos y prever hacía donde fluyen estos movimientos, para no perder empuje en nuestro plan empresarial y seguir creciendo en este bienaventurado 2015.

El pasado 2014, dentro del marco del marketing digital y en toda la amplia gama de sus extensiones, ya fue un año de cambios sustanciales determinantes, que han encauzado el devenir de la actual situación. Con ello, observamos que dispositivos móviles como teléfonos y Tablets pasaban a ser los reyes del consumo, y triunfaban, por encima de todo, las tiendas online. Porque esta modernización es lo que también nos está trayendo: facilidad, comodidad e, incluso, siendo algo críticos, vagancia. No es un mero insulto el hecho de que cada vez más nos permitamos el lujo de comprarnos esos zapatos, o ese vestido, en la página web de la empresa (ecommerce), en lugar de bajar hasta la tienda que tenemos a dos manzanas de casa; pero sí, sinónimo de pereza y pocas ganas, a veces, de movernos de la confortabilidad que nos ofrece el hogar. Si bien, he aquí el kit de la cuestión y lo que, consciente o inconscientemente, nos obliga a hacerlo: mejores precios, descuentos, mayor surtido de producto, sin colas, sin esperas… Vamos, que en el trato personal, es casi seguro que Internet gana de sobra a lo desconocido que está por descubrir en la atención al cliente en cualquier tienda de a pie.

Volviendo al tema del marketing, y dejando de banda el inicio de la época de rebajas en tiendas de ropa y complementos, el año pasado vimos también que el SEO ya no es lo que era, que el marketing de contenidos y los SEO blogs deben empezar a ser un must dentro de la estrategia de posicionamiento de toda empresa que se precie, que el email marketing y las redes sociales tienen características únicas, cada vez más influyentes; y que, ya no sólo la palabra, sino también, la imagen, va ganando terreno a nivel digital. Todo esto, lo vi yo en el último trimestre del año. ¿Cuán abismales deben ser las diferencias, si tenemos en cuenta la globalidad del 2014? Sin saberlo, se me hace fácil imaginar que fue mucho más de lo imaginable.

marketing digital barcelona

http://www.google.es

Pero el 2014 quedó atrás. Las valoraciones personales del año no hacen falta sacarlas a juicio, porque cada uno tiene sus propias opiniones, pero referente al marketing digital, podemos afirmar que fue un buen año y, sobre todo, un año que ha sentado las bases de muchas agencias de marketing digital para encarar el futuro. Un año de aprendizaje, sobre el que a partir de ahora deberemos de trabajar, para lograr en los próximos doce meses, adaptarnos a los mil y un nuevos inventos que revolucionaran las maneras de navegar y dominar en la red.

En un primer momento, parece que lo que toca es hacer más. Si el año pasado empezamos con el marketing de contenidos y este año está en alza, ¿haremos más marketing de contenidos, no? Y si durante los pasados 365 días observamos que era importante generar más ventas enviando newsletters y emails, ¿este año enviaremos, como mínimo el doble o el triple, verdad?

Sin embargo, hacer más no siempre significa obtener resultados. Y si hay algo que tiene el marketing digital es que busca ser resultadista. Añadir más y más información, conlleva a un estado de saturación, que hace inefectivo todo el trabajo que hayamos podido estar preparando. Es ahí donde a veces, hacer menos, suma. Es ahí donde, en lugar de sobreexplotar la maquinaria, debemos focalizar los esfuerzos y centrarnos en ver el cauce que sigue el río, para centrarnos en lo que verdaderamente viene y nos hará ser grandes, sin tener una gran envergadura.

Este próximo año (actual, de hecho) se entrevé movido. Por estas fechas, lo único que podemos hacer es fantasear con el rumbo que va a tomar el marketing digital de aquí a finales de año, junto con todas las tácticas y estrategias que lo forman. Luego ya nos llegará el tiempo para hacer memoria de lo que visualizamos (hoy) y lo que ocurrió de verdad. Parece ser, pero, que los vientos apuntan de momento hacia una dirección bastante clara. No obstante, cualquier racha inesperada puede redirigir ese camino y hacerlo cambiar completamente. Tiempo al tiempo. Hoy por hoy, las cosas se ven así:

marketing barcelona

http://www.google.es

  • Contenido de calidad cercano

Hasta ahora hemos empezado a valorar el marketing de contenidos. Según un estudio realizado por el Content Marketing Institute, el 70% de marcas incrementaron este pasado curso la cantidad de contenidos creados. Este año toca dar el salto definitivo hacia él, pero no de cualquier forma. Toca trabajar más contenidos, interesante y útiles para nuestro target sí, pero también invertir en saber cómo lo consiguen, cómo llegan a él y explotar la vía de la promoción.

Ya lo vimos este año pasado y parece que el ritmo para el actual, sigue en crecimiento. Con la gran cantidad de competidores y estrategas que han surgido en el mercado online, la madre de todas las compañías, y algunas otras, siguen tratando de perfilar más sus algoritmos para definir nuevos modos de actuación, por lo que, parece va a ser un reto mayor manipular el movimiento de las listas en los buscadores. Eso significa que deberemos centrarnos en crear, o perfeccionar si ya existe, un nuevo mejor producto o servicio y no dejar de mejorar y actualizar nuestro contenido web. En un mar en el que nadan peces de todos los colores, los más pequeños y desconocidos, deberán atacar a los mayores, y que se desenvuelven como peces en el agua, con el único recurso con el que pueden dañarles (y si lo tienen): invirtiendo en SEO mediante especialistas, a su vez, mejor formados. ¿Qué provocará eso? Que nosotros mismos nos dirijamos con mayor ahínco hacia ese SEO superior que se está empezando a gestar.

  • Invertir en creatividad

Los canales de flujo de contenido seguirán su curso, pero las formas tradicionales de consumo piden a gritos un cambio generacional, un soplo de aire fresco y nuevos caminos por descubrir que logren diferenciarnos de la competencia.

El contenido visual está tomando una fuerza desmedida en el entorno de las estrategias de marketing digital. Empieza a ser imposible subsistir en este mundo sin habilidades en diseño, para tener la capacidad de transformar en material visual cada contenido, para cada canal de comunicación. Las próximas campañas a tener en cuenta serán las campañas de marketing creativo.

  • Más herramientas (gratuitas)

El número de herramientas disponibles online crecerá drásticamente durante los próximos doce meses. Con nuevas aplicaciones gestándose en la recámara y la aparición de, literalmente, todo el mundo en Internet, esas personas requerirán de herramientas para seguir desarrollando sus servicios y productos. Lo que es más: Google Analytics es gratuito, Optimizely ha sacado un plan gratuito, incluso algunos productos como Hellobar, tienen su qué gratuito. Todo ello responde a un fin: las pequeñas y las medianas empresas no pueden afrontar pagar estas herramientas.

Aunque no es la tendencia actual, parece ser que este año comenzará a tomar fuerza dar auge a las marcas personales. Además de invertir en la marca como negocio, invertir en la persona será el siguiente paso. ¿Por qué no competir con ambas caras de una misma moneda? Al fin y al cabo una marca está formada por la persona, o personas, que la integran. Este escenario parece esperanzador para generar mayores ingresos.

marketing barcelona

http://www.google.es

El año 2015 parece plantearse como un año, como poco, interesante. Las bases están, si bien el camino a seguir y saber si llegaremos, o no, a la meta que esperamos, es desconocido. Por el momento, podéis empezar a hacer introspectiva y analizar vuestra situación para cortar con todo lo que ya, si sabemos, va a carecer de relativa importancia, y comenzar a focalizar vuestros esfuerzos en los objetivos que os harán crecer. El reto se está terminando de gestar. Con las grandes compañías poniendo las cosas cada vez un poco más difíciles y un mundo más masificado y amplio; nuevas oportunidades se abrirán camino en este 2015. Una vez más, no hay que temer a los cambios, sino aprender a adaptarse y actualizarse para seguir compitiendo y proclamarnos vencedores en esta carrera hacia un año lleno de éxitos.

¿Cuáles son vuestras predicciones para este nuevo año en términos de marketing digital?